Verso 118

avaiṣṇava-saṅga-tyāga, bahu-śiṣya nā kariba
bahu-grantha-kalābhyāsa-vyākhyāna varjiba
Palabra por palabra: 
avaiṣṇava — de alguien que no es devoto del Señor; saṅga — la compañía; tyāga — abandonar; bahu-śiṣya — un ilimitado número de discípulos; kariba — no se debe aceptar; bahu-grantha — de muchos tipos de Escrituras distintas; kalā-abhyāsa — estudiar una parte; vyākhyāna — y explicación; varjiba — debemos abandonar.
Traducción: 
«(12) Abandonar la compañía de no devotos; (13) No aceptar un ilimitado número de discípulos; (14) No estudiar parcialmente muchas escrituras simplemente para poder dar citas y ampliar las explicaciones.
Significado: 

SIGNIFICADO: Aceptar una ilimitada cantidad de devotos o discípulos es muy arriesgado para quien no es un predicador. Según Śrīla Jīva Gosvāmī, el predicador tiene que aceptar muchos discípulos para propagar el culto de Śrī Caitanya Mahāprabhu. Eso es arriesgado, porque, cuando un maestro espiritual acepta a un discípulo, acepta tambiīn las actividades pecaminosas del discípulo y sus reacciones. Si no es muy poderoso, no puede asimilar todas las reacciones pecaminosas de sus discípulos y tiene que sufrir las consecuencias. Por eso, en general se prohíbe aceptar muchos discípulos.

No es correcto estudiar parcialmente un libro sin otro objeto que hacerse pasar por un gran erudito capaz de citar muchas Escrituras. Por eso, en nuestro movimiento para la conciencia de Kṛṣṇa hemos limitado nuestro estudio de las Escrituras vīdicas a la Bhagavad-gītā, el Śrīmad-Bhāgavatam, el Caitanya-caritāmṛta y el Bhakti-rasāmṛta-sindhu. Esas cuatro obras son suficientes a la hora de predicar. Son adecuadas para la comprensión de la filosofía y para la propagación de las actividades misioneras por todo el mundo. Quien estudie un determinado libro, debe estudiarlo a fondo. Ése es el principio. La filosofía se puede entender mediante el estudio concienzudo de una cantidad limitada de libros.