Verso 146

tasmān mad-bhakti-yuktasya yogino vai mad-ātmanaḥ
na jñānaṁ na ca vairāgyaṁ prāyaḥ śreyo bhaved iha
Palabra por palabra: 
tasmāt — por lo tanto; mat-bhakti — en Mi servicio devocional; yuktasya — de quien está ocupado; yoginaḥ — el yogī o místico de primera clase; vai — ciertamente; mat-ātmanaḥ — cuya mente está siempre ocupada en Mí; na — no; jñānam — el conocimiento especulativo; na — no; ca — tambiīn; vairāgyam — la árida renunciación; prāyaḥ — para la mayor parte; śreyaḥ — beneficioso; bhavet — sería; iha — en este mundo.
Traducción: 
«“Para aquel que está plenamente ocupado en Mi servicio devocional, con la mente siempre fija en Mí mediante el bhakti-yoga, la senda del conocimiento especulativo y la árida renunciación no representa un gran beneficio.”
Significado: 

SIGNIFICADO: La senda del servicio devocional es siempre independiente de cualquier otra actividad. La senda del conocimiento especulativo y el yoga místico puede ser de cierto beneficio al comienzo, pero no se puede considerar parte del servicio devocional. Este verso (Śrīmad-Bhāgavatam 11.20.31) le fue hablado a Uddhava por el Señor Kṛṣṇa antes de Su partida del mundo material. Son instrucciones importantes dadas directamente por el Señor Kṛṣṇa. Śrī Uddhava preguntó al Señor por los dos tipos de instrucciones que se dan en los Vedas. Una instrucción se denomina pravṛtti-mārga, y la otra nivṛtti-mārga. Se trata de directrices para disfrutar del mundo material siguiendo principios regulativos para despuīs dejar el mundo material por una comprensión espiritual superior. A veces, para avanzar en el conocimiento espiritual, las personas no saben si practicar el conocimiento especulativo y el yoga místico. Kṛṣṇa explica a Uddhava que el proceso mecánico del conocimiento especulativo y el yoga no es necesario para progresar en el servicio devocional. El servicio devocional es completamente espiritual; no tiene nada que ver con las cosas materiales. Se despierta por escuchar y cantar en compañía de devotos. El servicio devocional es siempre trascendental, y por lo tanto no tiene nada que ver con las actividades materiales.