CC Antya 17.41

“kaṇṭhera gambhīra dhvani, navaghana-dhvani jini’,
yāra guṇe kokila lājāya
tāra eka śruti-kaṇe, ḍubāya jagatera kāṇe,
punaḥ kāṇa bāhuḍi’ nā āya
Palabra por palabra: 
kaṇṭhera — de la garganta; gambhīra — profundo; dhvani — el sonido; nava-ghana — de nubes recientes; dhvani — el resonar; jini’ — superando; yāra — del cual; guṇe — las cualidades; kokila — el cuco; lājāya — avergüenza; tāra — de ése; eka — una; śruti-kaṇe — partícula de sonido; ḍubāya — inunda; jagatera — del mundo entero; kāṇe — el oído; punaḥ — de nuevo; kāṇa — el oído; bāhuḍi’ — saliendo; āya — no puede venir.
Traducción: 
«La voz de Kṛṣṇa es más profunda y resonante que las nubes recién llegadas, y Su dulce melodía derrota incluso la dulce voz del cuclillo. En verdad, Su canción es tan dulce que hasta una partícula de su sonido puede inundar el mundo entero. Cuando esa partícula entra en el oído, inmediatamente se pierde la posibilidad de escuchar cualquier otra cosa.