CC Madhya 25.118

māyātīta haile haya āmāra ‘anubhava’
ei ‘sambandha’-tattva kahiluṅ, śuna āra saba
Palabra por palabra: 
māyā-atīta haile — cuando alguien se sitúa en el plano trascendental por encima de la energía externa; haya — hay; āmāra anubhava — percepción de Mí; ei sambandha-tattva kahiluṅ — esto se ha explicado como el principio de una relación conmigo; śuna — por favor, escucha; āra saba — todo el resto.
Traducción: 
«“Cuando alguien se sitúa en la posición trascendental puede percibirme. Esa percepción es la base de su propia relación con el Señor Supremo. Ahora permite que te explique este tema con más detalle.
Significado: 

SIGNIFICADO: El verdadero conocimiento espiritual debe recibirse de las Escrituras reveladas. Una vez alcanzado ese conocimiento, podemos comenzar a percibir nuestra verdadera vida espiritual. Todo conocimiento obtenido mediante la especulación es imperfecto. El conocimiento debe recibirse del sistema paramparā y del guru; de lo contrario, nos confundiremos y, finalmente, nos volveremos impersonalistas. Si realizamos un análisis profundo, podremos comprender el aspecto personal de la Verdad Absoluta. La Suprema Personalidad de Dios es siempre trascendental a la creación material. Nārāyaṇaḥ paro ‘vyaktāt: «Nārāyaṇa, la Suprema Personalidad de Dios, es siempre trascendental». Él no es una creación del mundo material. Sin comprender el conocimiento espiritual, no es posible entender que la forma trascendental del Señor está siempre más allá de la energía creativa. Se da el ejemplo del Sol y la luz del Sol. La luz del Sol no es el Sol, pero, aun así, no está separada del Sol. La persona que se halla completamente bajo la influencia de la energía externa no puede entender la filosofía de acintya-bhedābheda-tattva (uno y al mismo tiempo diferente). Por consiguiente, quien se halla bajo la influencia de la energía material no puede entender la naturaleza y la forma de la Personalidad de la Verdad Absoluta.