CC Madhya 8.291

āmi—eka bātula, tumi—dvitīya bātula
ataeva tomāya āmāya ha-i sama-tula
Palabra por palabra: 
āmi — Yo; eka — uno; bātula — loco; tumi — tú; dvitīya — segundo; bātula — loco; ataeva — por eso; tomāya — tú; āmāya — Yo; ha-i — estamos; sama-tula — al mismo nivel.
Traducción: 
Caitanya Mahāprabhu dijo entonces: «En verdad, soy un loco, y tú también lo eres. Por eso, los dos estamos al mismo nivel».
Significado: 

SIGNIFICADO: Al hombre común que no es devoto, todas estas conversaciones entre Rāmānanda Rāya y Śrī Caitanya Mahāprabhu le parecen ridículas. El mundo entero está repleto de conceptos materiales, y la gente, debido al condicionamiento de la filosofía mundana, es incapaz de entender estas conversaciones. Quienes están fuertemente apegados a las actividades mundanas no pueden entender las conversaciones extáticas entre Rāmānanda Rāya y Caitanya Mahāprabhu. Por ello, el Señor pidió a Rāmānanda Rāya que mantuviese el secreto de todas sus conversaciones y no lo revelase a la población en general. La persona realmente avanzada en conciencia de Kṛṣṇa puede entender estas conversaciones confidenciales; para los demás, parecerán cosa de locos. Śrī Caitanya Mahāprabhu, por consiguiente, dijo a Rāmānanda Rāya que, como los dos parecían locos, los dos estaban al mismo nivel. Así lo confirma la Bhagavad-gītā:

yā niśā sarva-bhūtānāṁ tasyāṁ jāgarti saṁyamī
yasyāṁ jāgrati bhūtāni sā niśā paśyato muneḥ

«Lo que es noche para todos los seres, es el período en que está despierto el que tiene dominio de sí mismo; y el período en que están despiertos todos los seres, es la noche para el sabio introspectivo» (Bg. 2.69).

A veces, a la gente mundana, el proceso de conciencia de Kṛṣṇa les parece un tipo de locura, del mismo modo que las personas conscientes de Kṛṣṇa también consideran una forma de locura las actividades de la gente mundana.