SB 1.7.18

tam āpatantaṁ sa vilakṣya dūrāt
kumāra-hodvigna-manā rathena
parādravat prāṇa-parīpsur urvyāṁ
yāvad-gamaṁ rudra-bhayād yathā kaḥ
Palabra por palabra: 
tam — a él; āpatantam — acercándose furiosamente; saḥ — él; vilakṣya — viendo; dūrāt — desde lejos; kumāra- — el asesino de príncipes; udvigna-manāḥ — con la mente perturbada; rathena — en la cuadriga; parādravat — huyó; prāṇa — vida; parīpsuḥ — para proteger; urvyām — a gran velocidad; yāvat-gamam — mientras huía; rudra-bhayāt — por temor a Śiva; yathā — como; kaḥ — Brahmā (o arkaḥ: Surya).
Traducción: 
Aśvatthāmā, el asesino de los príncipes, viendo desde una gran distancia que Arjuna se dirigía hacia él a gran velocidad, huyó en su cuadriga, presa de pánico, sólo para salvar su vida, tal como Brahmā huyó por temor a Śiva.
Significado: 

Según el material de lectura, ya sea que se lea kaḥ o arkaḥ, existen dos referencias en los Purāṇas. Kaḥ significa Brahmā, quien una vez se sintió atraído por su hija y comenzó a perseguirla, lo cual enfureció a Śiva, y éste lo atacó con su tridente. Brahmājī huyó, temiendo por su vida. En lo que respecta a arkaḥ, hay una referencia en el Vāmana Purāṇa. Había un demonio de nombre Vidyunmālī, a quien se le había obsequiado con un deslumbrante avión dorado que viajaba detrás del Sol, y la noche desaparecía por la deslumbrante refulgencia de ese avión. Así pues, el dios del Sol se enojó, y con sus implacables rayos derritió el avión. Esto enfureció al Señor Śiva. El Señor Śiva atacó entonces al dios del Sol, el cual comenzó a huir y finalmente cayó en Kāṣī (Vārāṇasī), y el lugar se hizo famoso con el nombre de Lolārka.