SB 3.26.54

nirabhidyatāsya prathamaṁ
mukhāṁ vāṇī tato 'bhavat
vāṇyā vahnir atho nāse
prāṇoto ghrāṇa etayoḥ
Palabra por palabra: 
nirabhidyata — apareció; asya — de Él; prathamam — en primer lugar; mukham — una boca; vāṇī — el órgano del habla; tataḥ — luego; abhavat — surgió; vāṇyā — con el órgano del habla; vahniḥ — el dios del fuego; athaḥ — entonces; nāse — las fosas nasales; prāṇa — el aire vital; utaḥ — se unió; ghrāṇaḥ — el sentido olfativo; etayoḥ — en ellas.
Traducción: 
Primero apareció en Él una boca, y después, el órgano del habla, y con él, el dios del fuego, la deidad que rige ese órgano. Luego aparecieron dos fosas nasales, y en ellas, el sentido olfativo y el prāṇa, el aire vital.
Significado: 

Con la manifestación del habla, se manifestó también el fuego, y con las fosas nasales, se manifestaron el aire vital, el proceso respiratorio y el sentido del olfato.