SB 3.28.7

etair anyaiś ca pathibhir
mano duṣṭam asat-patham
buddhyā yuñjīta śanakair
jita-prāṇo hy atandritaḥ
Palabra por palabra: 
etaiḥ — mediante estos; anyaiḥ — mediante otros; ca — y; pathibhiḥ — procesos; manaḥ — la mente; duṣṭam — contaminada; asat-patham — en el sendero del disfrute material; buddhyā — por medio de la inteligencia; yuñjīta — debe controlar; śanakaiḥ — gradualmente; jita-prāṇaḥ — habiendo fijado el aire vital; hi — en verdad; atandritaḥ — alerta.
Traducción: 
Siguiendo estos procesos, o cualquier otro proceso verdadero, debe controlar la mente, que está contaminada y desenfrenada y siempre se siente atraída por el disfrute material, y fijarla en pensar en la Suprema Personalidad de Dios.
Significado: 

Etair anyaiś ca. El proceso general de yoga supone guardar las reglas y regulaciones, practicar las posturas de sentarse, concentrar la mente en la circulación vital del aire y, entonces, pensar en los pasatiempos de la Suprema Personalidad de Dios en Vaikuṇṭha. Éste es el proceso general de yoga. La misma concentración se puede conseguir mediante otros procesos recomendados, y por ello, anyaiś ca, también se pueden aplicar otros métodos. La cuestión esencial es refrenar la mente, que está contaminada por la atracción de la materia, y concentrarla en la Suprema Personalidad de Dios. No se puede fijar en algo vacío o impersonal. Por este motivo, las supuestas prácticas yóguicas del nihilismo y el impersonalismo no se recomiendan en ningún yoga-śāstra reconocido. El verdadero yogī es el devoto, porque su mente está siempre concentrada en los pasatiempos del Señor Kṛṣṇa. Por consiguiente, el proceso de conciencia de Kṛṣṇa es el sistema de yoga más elevado.