SB 3.3.1

uddhava uvāca
tataḥ sa āgatya puraṁsva-pitroś
cikīrṣayā śaṁ baladeva-saṁyutaḥ
nipātya tuṅgād ripu-yūtha-nāthaṁ
hataṁ vyakarṣad vyasum ojasorvyām
Palabra por palabra: 
uddhavaḥ uvāca — Śrī Uddhava dijo; tataḥ — después; saḥ — el Señor; āgatya — yendo; puram — a la ciudad de Mathurā; sva-pitroḥ — Sus propios padres; cikīrṣayā — deseando bien; śam — bienestar; baladeva-saṁ yutaḥ — con Baladeva; nipātya — bajando a la fuerza; tuṅgāt — del trono; ripu-yūtha-nātham — líder de los enemigos públicos; hatam — mataron; vyakarṣat — arrastraron; vyasum — muerto; ojasā — con la fuerza; urvyām — en el suelo.
Traducción: 
Śrī Uddhava dijo: «Después, Śrī Kṛṣṇa fue a la ciudad de Mathurā con Śrī Baladeva, y, para complacer a Sus padres, bajaron a la fuerza de su trono a Kaṁsa, el líder de los enemigos públicos, y lo mataron y arrastraron por el suelo con mucha fuerza.
Significado: 

Aquí sólo se describe brevemente la muerte del rey Kaṁsa, debido a que esos pasatiempos están vívida y detalladamente descritos en el Canto Décimo. El Señor demostró ser un hijo digno de Sus padres, incluso a la edad de dieciséis años. Ambos hermanos, Śrī Kṛṣṇa y Śrī Baladeva, fueron de Vṛndāvana a Mathurā y mataron a Su tío materno, que había causado muchísimos problemas a Sus padres, Vasudeva y Devakī. Kaṁsa era un gran gigante, y Vasudeva y Devakī nunca pensaron que Kṛṣṇa y Balarāma (Baladeva) pudieran matar a un enemigo tan grande y fuerte. Cuando los dos hermanos atacaron a Kaṁsa en el trono, Sus padres temieron que en ese momento Kaṁsa finalmente tuviera la oportunidad de matar a sus hijos, a quienes habían escondido por mucho tiempo en la casa de Nanda Mahārāja. Los padres del Señor, movidos por afecto paternal, sintieron un gran peligro, y casi se desmayaron. Kṛṣṇa y Baladeva, sólo para convencerlos de que verdaderamente habían matado a Kaṁsa, arrastraron el cuerpo muerto de Kaṁsa por el suelo para darles ánimo.