SB 4.28.57

pañcendriyārthā ārāmā
dvāraḥ prāṇā nava prabho
tejo-'b-annāni koṣṭhāni
kulam indriya-saṅgrahaḥ
Palabra por palabra: 
pañca — cinco; indriya-arthāḥ — objetos de los sentidos; ārāmāḥ — los jardines; dvāraḥ — puertas; prāṇāḥ — aperturas de los sentidos; nava — nueve; prabho — ¡oh, rey!; tejaḥ-ap — fuego, agua; annāni — cereales o tierra; koṣṭhāni — viviendas; kulam — familias; indriya-saṅgrahaḥ — cinco sentidos y la mente.
Traducción: 
Mi querida amiga, los cinco jardines son los cinco objetos del disfrute de los sentidos, y el protector es el aire vital, que pasa por las nueve puertas. Las tres viviendas son los elementos principales, el fuego, el agua y la tierra. Las seis familias son el agregado compuesto por la mente y los cinco sentidos.
Significado: 

Los cinco sentidos con los que se adquiere conocimiento son la vista, el gusto, el olfato, el oído y el tacto, los cuales se valen de las nueve puertas, que son los ojos, los oídos, la boca, las fosas nasales, los genitales y el recto. Esos orificios se comparan a las puertas de las murallas de la ciudad. Los elementos principales son la tierra, el agua y el fuego, y el agente principal es la mente, que está bajo el control de la inteligencia (buddhi).