SB 6.18.71

indra uvāca
amba te 'haṁ vyavasitam
upadhāryāgato 'ntikam
labdhāntaro 'cchidaṁ garbham
artha-buddhir na dharma-dṛk
Palabra por palabra: 
indraḥ uvāca — Indra dijo; amba — ¡oh, madre!; te — tuyo; aham — yo; vyavasitam — voto; upadhārya — al entender; āgataḥ — vine; antikam — cerca; labdha — al descubrir; antaraḥ — una falta; acchidam — corté; garbham — el embrión; artha-buddhiḥ — llevado del egoísmo; na — no; dharma-dṛk — dotado de visión religiosa.
Traducción: 
Indra respondió: Mi querida madre, yo estaba cegado por burdos intereses egoístas, de modo que perdí de vista los principios religiosos. Cuando me di cuenta de que tú seguías un gran voto de vida espiritual, traté de sorprenderte en algún error. Cuando lo encontré, entré en tu vientre y corté en pedazos el embrión.
Significado: 

Cuando Diti, la tía de Indra, explicó a su sobrino sin reserva alguna lo que había querido hacer, Indra también le confesó sus intenciones. Así, ambos, en lugar de actuar como enemigos, se dijeron abiertamente la verdad. Ésa es la cualidad que se deriva del contacto con Viṣṇu. Como se afirma en el Śrīmad-Bhāgavatam (5.12):

yasyāsti bhaktir bhagavaty akiñcanā
sarvair guṇais tatra samāsate surāḥ

Cuando una persona cultiva una actitud devocional y se purifica mediante la adoración del Señor Supremo, en su cuerpo se manifiestan, sin duda alguna, todas las buenas cualidades. Por influencia de la adoración de Viṣṇu, tanto Indra como Diti se purificaron.